Reseña Histórica

1973

Steve Bartel y Evie León reciben cada uno por su cuenta un llamado muy claro de parte de Dios para trabajar con los niños indigentes (“gamines”) de Colombia.  Contraen matrimonio en 1974.

1977

Durante un corto viaje misionero a Colombia, Steve y Evie comparten su visión con la sede de JUCUM en Bogotá.

1982

La junta directiva de JUCUM en Bogotá siente de parte del Señor la necesidad de comenzar un ministerio con los niños de la calle.  Steve y Evie son invitados a liderar el ministerio pero el Señor aún no les concede vía libre para comenzar.  Lizbeth Buriticá da inicio al ministerio con un grupo de intercesión conformado por ocho mujeres Cristianas

1983

La fase de oración conduce al grupo a investigar sobre las necesidades y los programas que trabajan con los niños de la calle.  Comienzan las visitas semanales a personas que habitan en la calle y se les comparte el Evangelio

1984

Llegan Steve y Evie.  Se consolida el grupo de cristianos que evangelizan constantemente a cerca de ochenta personas de la calle una vez por semana en el Parque Nacional.

1985

Venetia Rumbold, fundadora del Proyecto Restauración, se une al equipo del Ministerio Niños de la Calle.  En un ministerio conjunto, se da inicio a la evangelización de las comunidades ocupadas ilegalmente en cercanías a la base de JUCUM.  Se construye una casa pequeña para una familia y se crean tres iglesias locales.  La Corporación  oficialmente recibe su primer niño en residencia.  El hostigamiento por parte de la policía hace que las reuniones de la calle se realicen en recintos cerrados.  Se toma una casa en arriendo en las zonas céntricas de la ciudad para la fase de “El Otro Camino”.  Se logra comprar una finca para “La Heredad Restaurada” en la Calera, a quince minutos en las afueras de Bogotá.

1988

Estrella de Esperanza, una entidad benéfica de origen Sueco, dona al ministerio dos casas.  Una cerca al centro de la ciudad, que sirve como hogar de paso “El Oasis”.  La otra localizada en una zona muy distanciada que no resulta ser práctica y se entrega en calidad de préstamo por varios años a otro ministerio que trabaja con prostitutas drogadictas.  Se termina la primera casa de “La Heredad Restaurada”.

1989

Estrella de Esperanza y la Agencia Sueca de Desarrollo Internacional compran la casa para “El Otro Camino”.

1991

Se crea una escuela alternativa con la asistencia de dos niños, para aquellos menores de la calle que son rechazados por las escuelas comunitarias normales.  Se termina la segunda casa de “La Heredad Restaurada”.  Se arrienda una casa cerca al centro de la ciudad –“El Oasis”, para albergar a los niños de la fase de paso.  Se lleva a cabo la primera escuela formal de entrenamiento del Ministerio Niños de la Calle con seis estudiantes.  Se comienza a trabajar formalmente con iglesias locales para alcanzar y discipular familias en riesgo cerca al centro de la ciudad. Varios de nuestros niños son adoptados por familias que forman parte de nuestro voluntariado, comenzando así nuestro énfasis de encontrar familias Cristianas permanentes para los niños que son declarados legalmente en abandono.

1994

Las dos casas donadas por Estrella de Esperanza se venden para comprar la casa actual que forma la escuela.  Asisten veinticinco estudiantes y se llama “Escuela Luz y Vida”.  Todas las fases continúan creciendo y algunos de los miembros del equipo dejan el ministerio para abrir ministerios similares en las ciudades de Cartagena, Medellín y Cali.  En el ministerio hubo un incremento de trabajadores latinos, especialmente en la Escuela Luz y Vida.

1995

Se cierra “El Oasis” debido a los altos costos de arrendamiento, a la falta de personal especializado y a la falta de un lugar para albergar a niños nuevos por largo tiempo.   Todos los niños son trasladados a “La Heredad Restaurada”.  “La escuela Luz y Vida” alcanza un pico de cincuenta estudiantes.  Comienza una remodelación general de la casa. Se establecen lazos fuertes con otros ministerios para suplir las necesidades de los niños que se encuentran por fuera de nuestros parámetros de trabajo por falta de cupo en nuestro programa.

1998

El trabajo de JUCUM con la comunidad de la calle llamada “El Cartucho” crece rápidamente bajo la dirección de Julián Pereira.  Comienza la construcción de  una nueva casa de restauración en la “Heredad”. Sin embargo debido a problemas de orden público y seguridad en el país, los equipos voluntarios de construcción deben cancelar sus visitas.  La construcción de la casa se detiene.  Se establece la red VIVA en Colombia bajo el liderazgo de Carlos y Nancy Bernal.  Se inicia el programa de educación continuada en la Escuela Luz y Vida. Se inicia el plan padrinos para nuestros niños con patrocinadores colombianos a través de la Iglesia Cuadrangular.

1999

Se lleva a cabo en Bogotá la segunda escuela de entrenamiento con una duración de 40 horas en un período de tres semanas y se admite personal ajeno a JUCUM. Muchos ministerios que trabajan con niños en alto riesgo son bendecidos. En total asisten 160 estudiantes. De éste grupo, cuarenta son enrolados en un programa extendido de 100 horas adicionales de instrucción.  Se recibe un bus en donación para transportar niños y personal.

2000

Se realiza otra escuela de entrenamiento, ésta vez con 300 horas de instrucción y 300 horas de práctica en un período de 12 semanas.  Asisten 10 estudiantes tiempo completo, otros por tiempo parcial y otros a los seminarios los días sábados. Este curso también es abierto a personas ajenas a JUCUM. El Ministerio Niños de la Calle de JUCUM forma un grupo de trabajo conjunto con la Red VIVA, Cristo para la Ciudad, Compasión Internacional, Tearfund y Visión Mundial para desarrollar estrategias en pro de sensibilizar al país en cuanto a la grave situación de los niños en riesgo.

2001

Se gradúan del bachillerato los primeros jóvenes de la entidad. Firmamos un contrato por dos años para arrendar con opción de compra tres casas localizadas en la Calle 127 de Bogotá.  Se lleva a cabo la escuela de entrenamiento para trabajadores con niños en alto riesgo ¡Cántico Nuevo…del Lamento al Gozo!, en las instalaciones de la Calle 127. La fase de El Oasis se reabrió tiempo completo, bajo la supervisión de Alex Peña, en una de las casas de las instalaciones de la Calle 127. Se terminó la remodelación de la Escuela Luz y Vida incluyendo la construcción de un tercer piso para oficinas.

2002

Se registra formalmente la Escuela Luz y Vida en el Ministerio de Educación de Colombia. Se expande el ministerio tanto nacional como internacionalmente con la enseñanza y capacitación que realiza Steve Bartel. Se gradúa del bachillerato el segundo grupo de jóvenes. Varias empresas colombianas, algunas no Cristianas, desarrollan programas de patrocinio financiero junto con sus empleados para apadrinar a nuestros niños.

2003

Mientras el Ministerio Niños de la Calle continúa manteniendo sus lazos internos, fundamentos Cristianos e identidad de JUCUM, por razones legales recibe su propia Personería Jurídica bajo el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (ICBF). El nuevo nombre legal es “Corporación Formando Vidas”. Varios de nuestros “bachilleres” y voluntarios jóvenes optan por asistir a las Escuelas de Discipulado y Entrenamiento (EDE).  Jessica y Lilia obtienen visas para asistir a las EDE’s en las Islas Fiji y en Texas, EEUU respectivamente pues se les facilita el inglés. Julián Pereira y su esposa Yulexi comienzan un trabajo comunitario de evangelización en los barrios bajos de la zona céntrica conocida como “San Bernardo”. Varios niños más son adoptados legalmente, llegando a ser un total de quince.

2004

Se terminan de pagar las instalaciones de la calle 127. Se vuelve frecuente asistir a las graduaciones de niños que han “crecido” con nosotros y que anteriormente fueron de la calle. Abrimos de manera informal la fase “Águilas”, para facilitar, de una manera positiva, la incorporación de los jóvenes bachilleres en la sociedad. Esteban Bartel es invitado a enseñar sobre niños en riesgo en varias escuelas y conferencias por todo el continente americano, Europa e India. Se reinicia la construcción de la tercera gran casa en la Heredad.

2005

“Formando Vidas” se incorpora en los Estados Unidos para recibir donativos deducibles de impuestos. Steve Mickler es nuestro representante de EE.UU.. Más de nuestros jóvenes se gradúen, vaya a Discipulado Escuelas (uno en los EE.UU.), o empezar a trabajar. Tenemos contrato para comprar el 4,3 hectáreas (10 acres) al lado del Patrimonio.

2006

El equipo de Amistad y Confianza realiza su primera incursión en “Colombianita” para establecer lazos afectivos con los niños y niñas que allí viven. Colombianita es un tugurio localizado en la zona céntrica de Bogotá. Está constituido por unos 130 metros de chozas desordenadas construidas con tablones de madera, chatarra y techumbre de hojalata. La mayoría de sus habitantes viven del reciclaje. Andy Ward es nombrado coordinador del equipo de la calle y del Otro Camino. Se termina de pagar el terreno de 4,3 hectáreas contiguo a la Heredad. Un equipo de una Iglesia de Texas construye un parque infantil en nuestros hogares campestres de la Heredad.

2007

Se lleva a cabo la quinta escuela bilingüe de entrenamiento “Niños en Alto Riesgo”.  Tres niños del ministerio realizan escuelas de discipulado, dos en Colombia y uno en Uruguay.  Se firma un contrato para comprar una casa nueva para el Otro Camino y un Auditorio para el uso recreativo de los niños. Se unen a nuestro voluntariado varias personas de los Estados Unidos, Inglaterra y Venezuela.  Vemos los frutos de las relaciones que se establecieron en la invasión conocida como “Colombianita”  ya que la mayoría de los niños y niñas que asisten a la Escuela Luz y Vida y al Otro Camino vienen de esta zona.